Seleccionar página

Les invito a escribir en google o su buscador de preferencia, “salvemos a las abejas” ¿Qué ven? ¿Qué especie acapara toda o casi toda la atención? ahora preguntense, ¿Estamos salvando las abejas correctas?, las abejas nativas.

Como vieron casi todas las imágenes o programas de campañas de rescate de las abejas se enfocan en la Apis mellifera, una de las 20,000 especies de abejas… sólo una especie, ahora si están en América deben saber que esta especie apenas tiene 300 años en este continente, está desplazando las abejas nativas (como las meliponas) y endémicas, al competir por recursos y la atención de los medios, como vieron en su búsqueda anterior.

 

Una sola abeja acapara casi toda la atención

abeja exótica

Para que se den un idea; un día entré a una presentación de tesis de un estudiante de la universidad más prestigiada en México la UNAM, lo que más me llamó la atención, fue la propuesta de usar la abeja Apis mellifera como un “bioindicador de un ecosistema saludable” para reservas naturales en México.

La tesis me gustó, sólo una parte fue la que argumenté, proponer una especie exótica e invasiva que está desplazando especies nativas como bioindicador de buena salud en un ecosistema.

Le comenté que no es nativa y que sería como proponer presencia de vacas o gallinas como indicador de un sistema saludable (en esta caso, en una reserva natural), estoy seguro que el muchacho no sabía qué Apis es una especie introducida.

Comprendo la ignorancia del joven tesista (todos ignoramos algo), pero ahí es donde deben entrar los asesores, pero es otro tema, lo que quiero decir es que aún estando en la universidad más prestigiosa de México y de las mejores en Latinoamérica, desconocían la situación, al menos sus asesores de las abejas nativas, ahora piensen ¿Cómo están nuestras autoridades que dirigen los programas de conservación?.

 

La importancia de los medios de comunicación

Claro estamos bombardeados con la información de desaparición de las abejas y su colapso de las colmenas, al igual que el toque alarmista o amarillista de “sin abejas no hay vida” pero como mencioné, toda la atención es de Apis mellifera, por lo que esto lleva a tomar decisiones erróneas, el gran problema es que ocurre en la toma de decisiones o en la implementación de algunos programas de rescate o manejo de recursos naturales para la conservación de flora y fauna nativa o endémica, por parte de algunas autoridades.

He visto programas por parte de las instituciones de promover y aumentar la apicultura (Apis mellifera), para “ayudar” a la restauración de áreas naturales protegidas y para proteger a los polinizadores (por cierto las abejas son sólo una parte, hay más polinizadores), por eso la importancia de conocer la procedencia de las especies o lugar de origen y cuáles son las especies nativas de cada región.

Es como usar recursos económicos de gobierno o privados para el rescate de especies nativas o endémicas (ejemplos, jaguar, vaquita marina, guacamayas, etc) para el rescate de vacas, gallinas y cerdos, para apoyar al campo hay sus respectivas instituciones, lo que no veo correcto es tomar recursos de programas de conservación para especies que pertenecen al campo (ganaderia o cultivos), hacer esto es perder la biodiversidad.

No estoy en contra de Apis, también soy Apicultor y vivo de ellas, pero si estoy en contra del mal uso de programas de rescate, mal enfocados.

Propósito de conocer las abejas nativas

El propósito de este artículo y la página, es que conozcas los polinizadores nativos (en este caso abejas), que compartas esta información (imagina lo intelectual que te escucharás), debemos conocer que no dependemos de una sola especie, y no sólo los biólogos o amantes de la naturaleza deben saberlo y difundir, esta información debe llegar a las personas que toman las decisiones (autoridades, políticos, instituciones o líderes), muchas de estas personas toman la decisión de apoyar X programa de “rescate de polinizadores” para la abeja Apis mellifera creyendo que siempre ha estado aquí (recuerden que en América apenas tienen aproximadamente 300 años), sin saber que desplaza a las abejas nativas las cuales son importantes para el funcionamiento del ecosistema.

 

2 Comentarios

  1. vou esperar a publicaçao deste livro….

    • Gracias, espero pronto publicar un libro, disculpa en tardar en responder tu comentario, estaba de viaje 🙂

Jorge Ramirez Pech

Jorge Ramirez Pech

Administrador

  • Biólogo con Maestría, trabajé como investigador en la Universidad de Yucatán, México y en las de Dusseldorf y Bochum, Alemania.
  • 10 años de Apicultor con 300 colonias y 8 años de Meliponicultor (abejas sin aguijón) con 86 colonias.
  • Con 3 Publicaciones en revistas de investigación, Current Biology, Zoological Journal y Animal Behaviour, actualmente en colaboración con la Universidad de Yucatán, México.

Otras cosas:

  • Seguidor de Juego de Tronos, Isaac Asimov, One Piece y Rick and Morty.
  • La fotografía profesional y el diseño de páginas son unos de mis hobbies.
  • Capaz de comer 6 veces al día y me gusta viajar sobretodo en áreas naturales 🙂